La medicina estética busca más que nunca prevenir el envejecimiento y una zona clave para ello es el tercio inferior de la cara, tal y como explica la doctora Cristina Villanueva.

Simetría, equilibrio y armonía. Tres palabras que definen la belleza facial. El gran tótem y el objetivo de la medicina estética, que hoy se centra más que nunca en la prevención y la belleza natural dejando atrás los excesos de otros tiempos. «Cada paciente es un mundo, pero hay una petición general que es verse mejor y más descansados.

Por eso, es importantísimo un diagnóstico y tratamiento personalizado», asegura la doctora Cristina Villanueva, directora de la Clínica Cristina Villanueva de Barcelona. Tanto es así que el 76% de las mujeres y el 65% de los hombres en España desea que su rostro acompañe a su edad biológica y le importa mucho el aspecto de su cara, según el estudio Beyond Beauty de Allergan.

Para conseguir una belleza natural y atractiva es importante el aspecto y la forma de la línea mandibularyel mentón. El tercio inferior es una zona de la cara que sufre visiblemente los estragos de la edad tanto en hombres como mujeres. «La falta o disminución del mentón y de la línea mandibular puede ser congénita.

No obstante, también puede deberse a la edad, ya que hay una tendencia a perder densidad del hueso», explica la doctora Villanueva. La medicina estética puede corregirlo haciendo «desde proyecciones hacia adelante cuando falta mentón o hay un mentón retraído hasta proyecciones hacia abajo cuando existe un mentón corto.

Asimismo, podemos lograr un rostro más femenino si le damos al mentón una forma más triangular o hacerlo más masculino con un mentón más cuadrado. También podemos conseguir que se dibuje la línea del cuello». Para ello, agrega la doctora, un buen aliado es el ácido hialurónico y, en concreto, las últimas innovaciones de rellenos faciales formulados específicamente para restaurar y crear volumen en el tercio inferior de la cara. 

La armonía del tercio inferior del rostro 

La forma del rostro cambia a medida que cumplimos años: la piel empieza a adelgazar y a perder su volumen. Además, los tejidos blandos caen y pueden dar lugar a la aparición de papada. Los nuevos fiiiers, agrega la doctora Villanueva, «aportan mayor capacidad de proyección con menos volumen y se integran muy bien al tejido, a la vez que es lo suficientemente fuerte para dar estructura a zonas con musculatura tan potente como el mentón o la mandíbula con un resultado natural». 

Por eso, matiza, en hombres es ideal para potenciar el mentón haciéndolo más cuadrado, mientras que en mujeres sirve para redondearlo, dando a la cara un aspecto más femenino, y restaurar la línea mandibular. «Los resultados los vemos inmediatamente. El producto se va adaptando al tejido y el resultado mejora a lo largo del primer mes tanto en el volumen como en la calidad de la piel», asegura la doctora. 

La tendencia en medicina estética es la prevención para conseguir resultados naturales.

Prevenir el envejecimiento es posible 

La tendencia en todas las ramas de la medicina es la prevención, igual que en medicina estética. Se ha comprobado que si prevenimos la aparición de algunos signos del envejecimiento como las arrugas de expresión, estas no aparecen o lo hacen más tarde y menos marcadas. La evolución de los tratamientos nos permite cada vez más prevenir de una manera natural», analiza la doctora.

Es por ello que la tendencia en medicina estética pasa por la prevención y los resultados naturales, «esos que no se notan», es decir «rellenos bien utilizados en su justa medida y por un profesional bien formado y cualificado». Este es su consejo: un diagnóstico personalizado, ponerse en manos de un buen profesional y utilizar buenos productos.

Casos de éxito

Tener una mandíbula más afinada, un mentón más varonil o femenino, eliminar la papada o delinear mejor la línea mandibular. El tercio inferior del rostro sufre el paso del tiempo como cualquier otra parte de la caray la medicina estética puede ayudar a revertirlo con nuevos rellenos formulados para esta zona. «Son tratamientos eficaces para restaurar volúmenes del tercio inferior, explica la doctora, con resultados naturales y visibles desde el primer momento. 

Artículo en el suplement XL Semanal

El periódico de Cataluña

9 de junio de 2019

Últimos Posts

Introduce tu búsqueda y pulsa Entrar